¿Cuándo un bebé empieza a ser consciente?

¿Cuándo un bebé empieza a ser consciente? ¿Cómo surge la consciencia en los bebés?  ¿Son los bebés conscientes de sí mismos?

 

 

Cuando el bebé nace, lo vemos despierto, con los ojos abiertos, moviendo sus brazos y sus piernas, haciendo gestos, y en muchas ocasiones dirigiéndose al pecho de la madre para poderse alimentar. Los recién nacidos son capaces de diferenciar el propio cuerpo de los demás, lo cual, les permite interactuar con otras personas y su entorno. Aún más sorprendente, los bebés son capaces de reaccionar de manera diferente cuando se les presentan diversos olores. También reconocen el idioma materno y lo prefieren si escuchan otros idiomas. De la misma forma, al escuchar diferentes tipos de música, los bebés presentan reacciones particulares detectadas mediante su respiración y comportamiento.

 

En relación con esto, el cerebro del bebé ya está desarrollado aún antes de nacer para poder escuchar, ver, sentir estímulos y producir respuestas motoras relacionadas. Son estas funciones las que le garantizan su supervivencia y crecimiento, pero aparte de esto, son también las que van organizando su cerebro, su comportamiento y maduración. Se sabe que respuestas más complejas como hablar y comprender el lenguaje, caminar, filtrar estímulos y reconocerse como un individuo entre otros individuos requerirán más tiempo. Las regiones cerebrales responsables por estas funciones requieren madurar, organizarse y establecer comunicaciones entre ellas. Esto sucede principalmente durante los dos primeros años de vida, los cuales resultan fundamentales en los procesos de desarrollo del niño.

 

Si como se ha planteado, ser consciente es pensar en el pasado y hacer planes para el futuro, el bebé puede no tener este tipo de consciencia, unificada e integrada. Sin embargo, puede decirse, que desde el nacimiento (y aún un tiempo antes de nacer como sucede con los bebés prematuros o que han nacido antes de tiempo), el bebé tiene las capacidades esenciales para sobrevivir, para interacturar, para responder a estímulos de su entorno, pequeñas consciencias que le garantizan un lugar en este mundo. Poco a poco, estas capacidades se irán juntando, irán madurando, para finalmente dar lugar a una consciencia unificada e integrada, que le permitirá al niño iniciar su aventura de vida.

 

Referencias

 

1. H. Lagercrantz; N. Padilla. The emergence of consciousness: from foetal to newborn life. M. Routledge, NY, 2016.

2. Padilla N, Donaire A, Lagercrantz H, Åden U. The emergence of consciousness. Understanding Consciousness: a scientific quest for the 21st century”, Barcelona 2018.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

"Se me ha escapado el pipí": pautas para establecer la continencia urinaria en la infancia

October 14, 2018

1/10
Please reload

Entradas recientes

October 10, 2018

October 2, 2018

October 1, 2018

September 28, 2018

Please reload

Archivo